Lipofilling o relleno con grasa autóloga

Lipofilling o relleno con grasa autóloga

El lipofilling es un procedimiento quirúrgico en el que utiliza la grasa conseguida mediante una liposucción para rellenar un defecto corporal, aumentar el volumen de las mamas, aumentar los glúteos, corregir arrugas faciales, etc…

La extracción de la grasa se realiza con cánulas especiales. La grasa extraída se somete a un procesamiento con el fin de infiltrar solamente los adipocitos vivos y que podrán permanecer en el tejido. La mejor grasa para infiltrar será la que mantiene también las células madre procedentes del tejido adiposo. El relleno se obtiene infiltrando con micro-cánulas toda la grasa obtenida hasta conseguir el resultado deseado. 

Para realizar un lipofilling suele utilizarse anestesia general para mayor tranquilidad y seguridad del paciente.

La duración de este tipo de intervenciones varía en cada caso dependiendo d la cantidad de superficie a tratar. 

Durante el postoperatorio deberemos:
Llevar una prenda compresiva durante un tiempo que dependerá de la zona tratada. Generalmente durante un mes.
Mantener los apósitos hasta la siguiente cura. Ésta suele realizarse una semana después de la intervención.
Seguir las instrucciones sobre el tratamiento antibiótico y la medicación que hay que tomarse. 

Las cicatrices que deja en el cuerpo de la persona una intervención de aumento de volumen con grasa son mínimas. Esto se debe a que el tamaño de las incisiones también lo son, lo que facilita su cura. Tan solo es necesario una mínima incisión de milímetros para poder utilizar las microcánulas con las que trabajamos.